Ilustraciones de la Palencia del siglo XIX (Actualizada)

Donde no llegan las fotografías lo hacen las ilustraciones, dibujos y grabados propios de una época de viajeros y artistas románticos que plasmaban en sus lienzos, cuadros y papeles los lugares que hoy ya no existen o que han experimentado un cambio significativo. Hace un tiempo recopilé pinturas de la Ibiza del siglo XIX y quiero hacer lo mismo con la tierra que me vio nacer: La ciudad de Palencia. Por lo demás, poco más que añadir al prólogo de este post que dediqué a una magnífica maqueta que recreaba la ciudad palentina del siglo XIX.

 

Como imagen introductoria he querido incluir este plano de la ciudad, todavía en el siglo XVIII (1783), pero nos da una idea bastante aproximada de cómo era Palencia en los albores del XIX. Autor: Antonio Ponz.
Leyenda: a: Plaza Mayor; b: La Calle Mayor, entonces con los soportales cubriendo ambos lados de la travesía; c: Catedral; e: Puerta del Mercado a un extremo de la Calle Mayor; f: Puerta de Monzón al otro extremo; g: Convento del Carmen que entonces lindaba con las murallas y que estaría ubicado en lo que hoy es el “Salón” (Salón de Isabel II) Se levantó en 1643 y fue demolido en 1837 tras ser utilizado por los Carlistas durante la Primera Guerra Carlista para trepar por sus muros y así acceder a la ciudad fortificada; h: Convento de los Dominicos.

Comenzamos con una sorpresa encontrada en la Biblioteca Nacional Digital de Portugal. Se trata de una ilustración a color de principios del siglo XIX extraída del libro “Views in Spain and Portugal taking during the campaigns of his grace the Duke of Wellington” (1823 ). La información ubicada al principio del libro reza: “Palencia, una ciudad de España, en León, y sede episcopal. Las principales manufacturas son mantas de lana, franelas y sargas. Los ejércitos aliados pasaron por ella al final de la campaña de 1813“. Se observa el Puentecillas en primer plano y al fondo la Catedral, sin embargo se advierte lo que parece ser una de las puertas de acceso a la ciudad que nunca había visto en ninguna imagen. Se trataría de la Puerta de las “Pontecillas“. El puente fue destruido durante la Primera Guerra Carlista (1833-1840) y tardó mucho tiempo en reconstruirse adecuadamente.

Nota: Pinchar para ampliar las imágenes.

Continuamos con una curiosidad que dejó plasmado el ilustrador inglés Edward Hawke Locker en el el libro “Views in Spain” el 15 Diciembre de 1823. Corresponde a una puerta, que se hallaría situada a las afueras de la ciudad, antes de la llegada al Puente Mayor y de la otra puerta ubicada sobre él (ambas desaparecidas) . Tras él se observa la Catedral palentina.

De las numerosas puertas que han dado acceso a la ciudad a través de sus murallas, solo una podemos disfrutar en fotografías: La Puerta del Mercado, y otras tres gracias a los ilustradores. La que ahora os muestro era la más relevante junto a la del Mercado, y estaba colocada al otro extremo de ésta caminando por la Calle Mayor que atravesaba la ciudad. Se trata de la Puerta de Monzón.

Puerta de Monzón. Crónica de la provincia de Palencia. Grabados de patrimonio. Año 1867.

Como ya dije en el prologo de este artículo, realmente eran dos puertas, y no una las que se ubicaban al extremo de la ciudad. Una daba a la Calle Mayor y la otra, conocida popularmente como “La Bizca” a Eduardo Dato.

Fantástico grabado del magnífico ilustrador Francisco Javier Parcerisa de las dos puertas: La del Emperador, que daba a la Calle Mayor y la de Santo Toribio. Al fondo de ésta se observa San Pablo. Libro Valladolid, Palencia y Zamora. Año 1861.

Como no podía ser de otra manera, los artistas también plasmaron en sus láminas a “La Bella Desconocida” o Catedral de Palencia. De nuevo es Parcerisa quien nos dejó unas joyas para la posteridad que nos muestra la catedral a mediados del siglo XIX.

Catedral. Parcerisa. Libro Valladolid, Palencia y Zamora. Año 1861.

Interior de la Catedral. Parcerisa. Libro Valladolid, Palencia y Zamora. Año 1861.
Interior de la Catedral. Puerta que da acceso a la cripta de San Antolín, donde se conservan restos de un templo visigótico del siglo VII sobre el que descansa la Catedral: Crónica de la provincia Palencia. Grabados del Patrimonio. Año 1867.

La Ilustración Católica del  21-8-1878.

Claustro de la Catedral. Es probable que la ilustración se haya basado en una fotografía de Jean Laurent. La Ilustración católica, (Madrid. 1877).

No solo la Catedral ha sido retratada, sino que otros edificios religiosos también lo han sido, como San Miguel del siglo XI. Su torre de unos 70 metros iba a ser más alta, pero debido a las frecuentes invasiones se optó por aprovechar los marcos de los ventanales para convertirlos en almenas y utilizarlos como estructuras defensivas. Se conservan curiosas imágenes de la iglesia con sus almenas techadas. Dicha torre fue gravemente dañada en el terremoto de Lisboa de 1755, uno de los más mortíferos y destructivos de la historia, si atendemos a los documentos históricos.

San Miguel. Parcerisa. Libro Valladolid, Palencia y Zamora. Año 1861.
Iglesia de San Miguel en 1865.

Grabado inglés de la Iglesia de San Miguel en 1865.

No podían faltar las ilustraciones de las procesiones de la Semana Santa palentina tan arraigadas a la tradición de la ciudad.

Procesión llamada “de los Pasos” por las cofradías de los penitentes. Autor – Casado del Alisal (16-04-1873).

Este otro dibujo de Doña Felisa Martínez del año 1875 muestra lo que fue el antiguo ayuntamiento. En el fondo advertimos la iglesia de San Francisco.

El antiguo ayuntamiento y San Francisco en 1875.

La iglesia de San Pablo y la casa donde se hospedó Santo Domingo de Guzmán derribada en 1881, por lo que este grabado se presupone más antiguo. Se conserva una fotografía de esta desaparecida edificación cuyo único  rastro es el nombre actual de la calle próxima a donde se ubicaba. De la casa de Santo Domingo de Guzmán se conserva una fotografía.

Guía del turista (1931).

Fábrica harinera de Las Once Paradas a la que se llegaba por el puente Puentecillas y que fue pasto de las llamas en 1897. Dicho acontecimiento quedó recogido por la cámara fotográfica de la que se conservan imágenes. Siendo este suceso fruto de la mala fortuna, no lo fue el de junio de 1856, cuando una masa enfurecida por el incremento de los precios de la harina y del pan prendieron fuego a la harinera. No fue un hecho aislado en Castilla. La cabecilla, una mujer conocida por “La Cascaja” con otros responsables del motín fueron ajusticiados. Quedó la duda de que estos disturbios acaecidos en las tierras castellanas no fueran azuzados por gente interesada mediante el pago de dinero a sus cabecillas.

Fábrica de la Once Paradas. Autor de las dos obras: D. Justo María de Velasco.

Es difícil imaginarse el cerro de la Hermita del Cristo del Otero sin la colosal estatua de Victorio Macho, pero tendrían que pasar unas siete décadas para que el Monumento al Sagrado Corazón de Jesús (El Cristo del Otero) reinase en su cima.

La Hermita del Cristo del Otero. Año 1862 – 1872. (Le Tour du Monde). Autor: Gustave Doré.

Otros dibujos aparecidos en la publicación ilustrada “Le Tour du Monde”:

Cuidadores de pavos en Palencia. Año 1872.(Le Tour du Monde). Autor: Gustave Doré.

Las Orillas del Carrión. Año 1872.  Aunque las formas están bastante difuminadas parece identificarse el Puente Mayor y la iglesia de San Miguel, en aquella época, con su torre techada. (Le Tour du Monde). Autor: Gustave Doré.

Antes del Puente de Hierro, existió otro puente de madera que quedó plasmado en esta ilustración:

Nuevo puente tubular de madera de un solo tramo sobre el Carrión. Fecha: 15/03/1875 ( La Ilustración Española y Americana). En primer plano se aprecian las lavanderas y un poco más al fondo el primer puente de madera y al final se alza la iglesia de San Miguel con la torre techada. En 1909 se utilizarían las piedras del Arco del Mercado para soportar los extremos del Puente de Hierro actual.

Las fiestas palentinas también dejaron recuerdos artísticos. Estos son algunos de ellos:

Fiestas 1883. Litografía de Brabo (Madrid)

Cabalgata Histórica

Cabalgata Histórica del año 1880. Autor: Ricarro Becerro. (La Ilustración Española y Americana). Fue un proyecto del alcalde palentino Don Tadeo Ortiz que tenía la intención resucitar las fiestas de San Antolín. Para ello organizó una cabalgata que rememoraba la venida de Carlos V a Palencia en la que participaron por las calles 200 jinetes y otros muchos palentinos que recreaban la época del monarca vestidos como tal. Una vez acabado el desfile, el espectáculo continuó en la plaza de toros donde se celebró un torneo medieval.
Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa de Palencia en 1880. En la parte inferior del folio se observa las Puertas de Monzón erigidas en 1522.
Palencia en 1880

Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Vista de la ciudad en 1880 desde el depósito de aguas (Parte izquierda). 1- Talleres de Petrement donde se fundieron estructuras del Templete salón y la Plaza de Abastos. 2- Fábrica de chocolate “La Antolina” del nº236 la la Calle Mayor donde se sitúa hoy “Modas Cres“. 3- El Ayuntamiento. 4- Fuente de la ¿Plaza Mayor?. 5- Baños de Fuentes. 6- Fábrica de cerillas de Hijos de González. 7- Viñalta.- Sierra de maderas de Romero.
Palencia 1880

Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Vista panorámica de Palencia desde el depósito de aguas en 1880 (Parte derecha). 8- La iglesia de “Las Claras”. 9- Arcos del siglo XIII de la Calle Mayor Antigua. 10- La desaparecida Casa de Santo Domingo de Guzmán. 11- Casa de Junco de la Calle Mayor. 12- San Miguel. 13- San Bernardo, actualmente junto al Colegio de la Salle. 14- San Francisco. 15- Antiguo Instituto y Observatorio.
Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Colección de grabados de Ricardo Becerro de Bengoa. Archivo familiar: Jesús Mateo Romero. Palencia.

Ábside de la Catedral palencina. Castillo de la Torre de Mormojón. Panaderos de Grijota.

Si comencé con el plano de lo que sería la ciudad de Palencia a principios de siglo XIX, acabaré con lo que fue a finales del mismo siglo (1886). Muchos cambios son los que se aprecian en este último respecto al primero, pero por nombrar algunos: la abolición de las murallas, la aparición de la primitiva estación de tren, el Salón…

Guía del antiguo reino de León : provincias de León, Zamora, Valladolid, Palencia y Salamanca : viaje geográfico, artístico y pintoresco. Año 1886.

Fuentes y ampliación de la información:

Biblioteca Nacional Digital de Portugal.

Biblioteca Digital de Castilla y León.

Biblioteca Digital Hispánica.

Hemeroteca Digital de la Biblioteca Nacional de España.

Fundación Joaquín Díaz.

Google Libros.

Castillos de Palencia: Palencia. Puertas.

– Pintores Palentinos del Siglo XIX Publicaciones de la Institución Tello Téllez de Meneses (Accesible online desde Fundación Dialnet).

– La población palentina en los Siglos XVI y XVII Publicaciones de la Institución Tello Téllez de Meneses. (Accesible online desde Fundación Dialnet).

– Palencia en el siglo XIX. José Alonso de Ojeda.

– Cosas que Pasaron. Pedro-Miguel Barreda.

– Palencia Ayer. Miguel Ruíz Ausín y Félix Pollos Carazo.

– Ricardo Becerro de Bengoa 1845 – 1902. Documentos Biográficos. Mª Camino Urdiain.

Sobre admin